lunes, enero 24, 2022
More

    Ultimas Noticias

    spot_img

    Tras carta de Cristina y rumores sobre el dólar, el Gobierno se acerca en silencio al FMI para cerrar acuerdo

    El diputado electo Leandro Santoro (Frente de Todos, CABA) enfatiza: “Cristina y Alberto quieren el acuerdo con el Fondo Monetario. En este punto no hay ninguna discusión”. Santoro asegura que habla directamente con uno y con otro. Es uno de los pocos dirigentes que tiene diálogo directo con los Fernández.

    Después de la nueva carta pública de la vicepresidenta, durante el fin de semana, el “mercado” volvió a medir la distancia entre el (necesario) acuerdo con el FMI y la realidad. Los tiempos se acortan, los vencimientos con el organismo apuran una decisión, y está claro que esa indefinición le está costando reservas al Banco Central.

    La incertidumbre es tan grande que cualquier versión altera el panorama. El fin de semana, una cadena de whatsapp advirtió sobre un posible “corralito encubierto” -después de una medida tomada por el Banco Central dirigida exclusivamente a los bancos- y obligó al BCRA a una desmentida oficial.

    De hecho, el mercado de bonos y acciones -y también el cambiario- operaron sin ningún tipo de inconvenientes. Pero es indesmentible que frente a un panorama incierto en lo económico y financiero, cualquier movida puede transformar la corrida cambiaria en una corrida bancaria.

    Eso sí: en los bancos hubo máxima alerta. En algunos líderes ayer lunes se fueron hasta cuatro veces más de depósitos que en las jornadas previas.

    En la primera jornada de la semana, el BCRA debió vender u$s70 millones para asistir a un mercado demandante de divisas. En total, las reservas cayeron en u$s100 millones.

    No hay mucho espacio para seguir alargando el acuerdo con el Fondo, que podría estabilizar las expectativas.

    En las últimas jornadas, el Gobierno tomó medidas para acercar posiciones. Aunque desde el equipo económico advierten que aún queda por acordar la manera en que se llegaría a un déficit fiscal cercano al 3,3%, el próximo año.

    El dato objetivo es que el Gobierno viene tomando decisiones que lo acercan al Fondo. Básicamente porque todas esas medidas sirven para cuidar las debilitadas reservas.

    Básicamente todas esas medidas sirven para cuidar las debilitadas reservas

     

    La primera fue la suspensión de las intervenciones en el mercado alternativo del dólar: MEP y Contado con liqui.

    Luego de utilizar más de u$s2.600 millones para sostener la brecha, el Banco Central se retiró de ese mercado apenas pasaron las elecciones. La liberación del MEP y del CCL ubicaron las cotizaciones más cerca de los $200 por dólar.

    La pregunta, en todo caso, fue por qué no se tomó esa medida con anterioridad, a sabiendas de que la brecha (entre el oficial y los dólares alternativos) no podía contenerse.

    La segunda medida se decidió antes del fin de semana. El Gobierno bloqueó la posibilidad de pagar en cuotas los gastos en turismo en el extranjero. Otra vez: ¿cuál era la racionalidad de mantener las 12 cuotas sin interés para comprar pasajes a Miami y otros destinos, tal como venía promocionando la aerolínea de bandera, cuando faltan dólares en el BCRA?

    El mes pasado, hubo pagos por u$s265 millones en este concepto, de acuerdo a datos oficiales, lo que demuestra un crecimiento del 85% en relación con octubre de 2020 (en un contexto de pandemia).

    Se trataría de números manejables si no fuera por la fragilidad de las reservas del BCRA. Así se entiende que el FMI condicione un acuerdo a que el Gobierno cierre todos los agujeros por los que se le van los billetes verdes.

    Hubo otra noticia que está en línea con el FMI. En lo que va del mes, la asistencia del Banco Central al Tesoro sólo incluyó $50.000 millones. Muy por debajo de lo sucedido en las tres primeras semanas de los meses anteriores.

    Sin embargo, habrá que esperar a lo que suceda en las próximas horas. Es típico que a último minuto del mes cambie el panorama. Pero el registro no deja de ser llamativo.

    Los tiempos apremian. Eso está claro. En lo que va del mes, las reservas cayeron en más de u$s700 millones.

    Sin el acuerdo con el Fondo Monetario, esa tendencia se agravará. No sólo hay que mirar la demanda. También la oferta, por parte de los exportadores, que también tomaron nota y tratarán de retener la próxima cosecha “fina” si las cosas se ponen pesadas.

    “O llegamos con las reservas a la cosecha de abril o al acuerdo con el Fondo, o ajústense el cinturón, porque el avión se va mover“, graficó el economista Martín Redrado para dar cuenta de la compleja situación.

    Las flojas expectativas no sólo impactan sobre el mercado cambiario. Las tensiones incluyen a los demás precios de la economía.

    Algo de esto se vio antes del fin de semana largo: los precios de los alimentos vuelven a escalar por encima del índice general, más allá de que existe una canasta de productos a precios congelados hasta enero.

    Como ya publicó iProfesional, las principales fábricas de alimentos anunciaron subas de precios de entre 9% y 16% en productos alimenticios de la canasta básica, que no están alcanzados por los últimos acuerdos de precios “congelados”.

    De acuerdo al último relevamiento de la consultora LCG -una de las que toman el pulso de los precios- indicó que hubo una aceleración de la inflación durante la última semana.

    En promedio, la suba semanal fue del 1,8%, lo que marca un alza de un punto respecto de la semana previa, que había sido del 0,8%.

    Se trata de la mayor suba semanal en el último año. Nada menos.

    Las principales fábricas de alimentos anunciaron subas de precios de entre 9% y 16% en productos alimenticios

     

    En las últimas cuatro semanas, la suba fue del 3,7%, lo que también marca una fuerte aceleración en la inflación de los alimentos. LCG monitorea la evolución de los precios de 8.000 artículos alimenticios en supermercados.

    La dinámica inflacionaria aparece como la luz roja más visible en materia económica, además de la incertidumbre cambiaria ante la pérdida de reservas y la falta de definiciones con el Fondo Monetario.

     

    Ni siquiera el freno al dólar ni el congelamiento de las tarifas lograron enfriar la situación. Y lo peor es que se mantiene la incertidumbre cambiaria y la brecha de 100%, que -justamente- le sacan referencias a los precios y mantienen las dudas sobre el futuro cercano.

    los mas populares

    spot_img

    Entretenimiento

    Mantente en contacto

    To be updated with all the latest news, offers and special announcements.

    Clan FM OK