Home
  • Home
  • Noticias
  • Joao Gilberto, el músico brasileño que inspiró a una generación de artistas

Joao Gilberto, el músico brasileño que inspiró a una generación de artistas

8 julio 2019 Noticias


Tras años sin dejarse ver en público, el cantante y guitarrista falleció en medio de una disputa familiar

Falleció João Gilberto a los 88 años, considerado padre de la bossa nova. La noticia fue revelada por su hijo, Marcelo Gilberto a través de Facebook: “Mi padre ha fallecido. Intentó mantener la dignidad ante la pérdida de su soberanía”, escribió. La causa de la muerte se desconoce, pues su hijo no reveló ese detalle.

El guitarrista y cantante murió en Río de Janeiro, sus últimos días estuvieron marcados por problemas judiciales, financieros y una disputa familiar. Desde hace años no se le veía en público.

El músico, nacido el 10 de junio de 1931 en Juazeiro, al Noreste de Brasil, es considerado junto a Vinícius Moraes y Tom Jobim, quienes fallecieron en los ochentas y noventas respectivamente, uno de los padres del bossa nova, fusión entre samba y jazz que se convirtió en el sonido brasileño.

Joao Gilberto, a la derecha, conversa con un fan en el Festival de Jazz de Newport en el Carnegie Hall de Nueva York (Foto: AP)
Joao Gilberto, a la derecha, conversa con un fan en el Festival de Jazz de Newport en el Carnegie Hall de Nueva York (Foto: AP)

João Gilberto terminó a principios de los sesenta la trilogía de discos con los que sentó las bases del nuevo sonido de Brasil“Chega de saudade” de 1959, “O amor, sorriso e a flor” de 1960 y “João Gilberto” de 1961.

Hijo de comerciantes, se trasladó en la década de los 50 a Río de Janeiro, una ciudad en plena efervescencia cultural y aprovechó la escena para popularizar un nuevo estilo de música que ya se comenzaba a escuchar entre la clase media blanca en el sur de la ciudad.

Poco después de que Brasil conquistara su primer título mundial de fútbol en Suecia, João Gilberto ingresó al estudio Odeon en 1958 para grabar una canción de pocos minutos que, según los historiadores, se convirtió en un marco en la cultura y la música brasileña.

En 1958, Joao Gilberto filmó la canción que lanzó a la fama el bossa nova “Chega de Saudade” (Foto: Archivo)
En 1958, Joao Gilberto filmó la canción que lanzó a la fama el bossa nova “Chega de Saudade” (Foto: Archivo)

La grabación del vinilo en 78 rpm incluía por un lado “Chega de Saudade”samba compuesta por Antonio Jobim y el poeta Vinicius de Moraes; y por el otro “Bim Bom”, considerado como el marco inicial de la bossa nova porque permitió que el género se distribuyera por Brasil y luego a todo el mundo.

“Chega de Saudade” fue una obra que inspiró a una generación de arreglistas, guitarristas, músicos y cantantes. Sin aquel disco, cantautores como Caetano Gilberto, Gilberto Gil o Chico Buarque no habrían existido.

Sus allegados cuentan que era de carácter introvertido y en el terreno musical era un obsesionado por la perfección. Caetano Veloso, cantautor brasileño, lo describió en unas cuantas palabras: “Mejor que eso solo el silencio; mejor que el silencio, solo João”.

El autor dejó un legado de 13 discos de estudio (Foto: Archivo)
El autor dejó un legado de 13 discos de estudio (Foto: Archivo)

Era conocido por su fobia social, apenas entreabría la puerta para recibir a diario comida de un restaurante, pasaba sus días en pijama dentro de su casa. Pero también será recordado por sus temas “Desafinado” y “Corcovado”.

Padre de tres hijos, en sus último años, sus hijos mayores mantuvieron un pleito con su última esposa, Claudia Faissol. Su hija Bebel Gilberto, también cantante, solicitó que se declarara inhabilitado judicialmente porque ya estaba avanzado de edad y eso le restaba autonomía para la administración de sus finanzas.

Carcomido por las deudas, en 2018 se vio obligado a abandonar su apartamento en el barrio Leblon, una zona acomodada de la zona sur de Río de Janeiro, y vivía en una casa prestada.

Pasó una década sin dar concierto. Una de sus últimas noticias fue este año, cuando el tribunal de Río de Janeiro emitió una sentencia favorable al cantante y determinó que la disquera Universal devolviera al guitarrista las regalías por la venta de discos que le debía desde 1964, además de un pago por daños morales.


Compartir

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *